Rinoplastia Cerrada

Home / Rinoplastia Cerrada

Como el cirujano accede al interior a través de las fosas nasales se evitan las pequeñas cicatrices que inevitablemente se producen cuando se realiza una rinoplastia abierta. Tiene todas las ventajas de la rinoplastia pero el postoperatorio es más sencillo y la recuperación más rápida.

Con este tipo de rinoplastia, como en la abierta, se puede reducir el dorso o la punta de la nariz, reducir o cambiar los orificios de las fosas nasales, corregir el tabique nasal en caso de desviación etc.

La decisión sobre efectuar una rinoplastia abierta o cerrada la debe tomar el cirujano en función de cada paciente, ya que cada caso es único y en todos ellos, la prioridad es la seguridad y la satisfacción de dicho paciente.

¿Cuánto dura la intervención?

Entre una y dos horas. Por lo general, el paciente permanece bajo los efectos de la anestesia local y sedación. Por supuesto, una cirugía de nariz debe realizarse en un quirófano y necesita de atención preoperatoria y cuidados postoperatorios.

¿Y qué diferencia hay con la rinoplastia abierta?

Como hemos dicho, se trata de enfoques distintos para lograr el mismo resultado. En cada caso, el cirujano plástico valora cuál es la mejor para conseguir los resultados que previamente se han acordado con el paciente. Porque si bien es verdad que este tipo de intervención es mucho menos invasiva y que exige menor recuperación, el profesional tiene menos espacio para intervenir, hay mayor dificultad técnica y en según que casos puede estar indicado otra técnica de rinoplastia.

¿Quién puede someterse a esta intervención?

Cualquier persona que desee cambiar y mejorar el aspecto de su nariz, ya se trate de una cirugía plástica por estética o por necesidad debido a problemas respiratorios. Cuando hay algún tipo de cambio en el tamaño de la nariz, se recomienda que los pacientes sean mayores de edad o que el desarrollo óseo haya concluido porque de esta manera el resto de los rasgos faciales también son definitivos.

¿Cómo es la recuperación?

Aunque este tipo de cirugía sea muy poco agresiva, no hay que olvidar que sigue siendo un trauma para huesos y cartílagos, por lo que es habitual y completamente normal la hinchazón y las molestias que disminuyen con el paso de las semanas y el uso de medicación contra el dolor que le pautará su cirujano.

¿El resultado es natural?

Las “narices operadas” todas iguales, son cosa del pasado desde hace décadas. El objetivo hoy en día es la naturalidad. Las técnicas de cirugía estética también han mejorado lo suficiente como para que las intervenciones sean menos agresivas y los resultados mucho más ajustados. En cualquier caso, lo que es básico es que haya una buena comunicación médico-paciente para que las expectativas sean realistas y la satisfacción total.

¿Cuánto tardaré en ver mi nariz definitiva?

En la primera visita, su cirujano le informará de qué puede esperar respecto de la operación y el tiempo de recuperación porque cada caso es único y no comparable. Pero por regla general, debemos esperar un año a ver el resultado real y definitivo, aunque la hinchazón desaparece por regla general en varias semanas.